SIGUEN ESTE BLOG

ARCHIVO DEL BLOG

24 jul. 2012

TRESVISO-cantabria
 bajando a tresviso, cantabria.
 panoramica del pueblo cantabro de tresviso
 Su nombre oficial castellano Tresviso, viene de la derivación montañesa tres-visu del latín trans visum que vendría a significar, tras el collado desde el cual se empieza a ver un lugar o bien del también latín trans abyssum, tras el abismo.

 Situado íntegramente en el Parque nacional de los Picos de Europa, Tresviso tiene como principal actividad la ganadería de vacuno, ovino y caprino, cuyo producto más famoso es el queso picón de Tresviso. Por otra parte, cabe destacar una incipiente actividad turística debida a los bellos parajes en que está situado el municipio. Este hecho está frenando ligeramente la tendencia emigratoria que venía arrastrando Tresviso en particular y la zona en general.


IGLESIA DE SAN PEDRO DE TRESVISO
la iglesia parroquial de Tresviso fue construida en 1904 sobre la vieja ermita de San Pedro (edificada en el siglo XVIII). Se trata de un templo de planta en cruz latina una nave rectangular de tres tramos con muros de mampostería, ábside semicircular y coro a los pies; sobre el pórtico oeste se eleva una torre prismática.










 Tresviso se encuentra en un hoyo al abrigo de las paredes calizas sobre el cauce del Río Urdón. Limita, con la Cantu la Jorcaúra y Las Ruyas, al norte; El Cuetu, al sur; los invernales de Prías y la senda de Urdón, al este; y la Loma de la Mesa, al oeste. Este municipio lebaniego se caracteriza por su escasa y envejecida población además de por el aislamiento, en lo que a comunicaciones se refiere, que ha padecido hasta hace años. De hecho, el único acceso por carretera que existe se realiza desde la localidad asturiana de Sotres y es necesario cruzar el Jitu Escarandi, hoyo del tejo a 1.300 mts de altitud. Ese mismo aislamiento hizo que Tresviso fuera el último municipio de Cantabria en caer en manos franquistas durante la Guerra Civil el 17 de Septiembre de 1937, 22 días después de la caida de la propia capital. Para los excursionistas, destacar la subida de 6 kilómetros por la senda de La Peña que separa Tresviso de Urdón. En ella se salva un desnivel de unos 825 metros a través de un tortuoso sendero lleno de curvas en el que destaca el imponente balcón de Pilatos, un mirador natural del Río Urdón en completa verticalidad con una caída de más de 600 metros.

No hay comentarios: